Unicef e ING Direct: Llévalos a la escuela

Cuando un año nuevo comienza, lo normal es que hagamos una lista de propósitos: a algunos les “pesan” demasiado los kilos y se ponen como meta adelgazar; otros se cuestionan ciertos hábitos y su meta es dejar de fumar, y así podríamos seguir con una lista interminable.

En estas fechas también son protagonistas indiscutibles las salidas para comprar los regalos de Reyes: prisas de última hora, indecisión, etc…porque queremos que los nuestros reciban lo mejor. Sin embargo, hay muchísimos niños en todo el mundo que carecen del mejor y más sencillo regalo: poder ir a la escuela y recibir una educación para formarse el día de mañana.

Dentro de este contexto, Unicef e ING Direct han puesto en marcha desde hace unas semanas una magnífica campaña solidaria llamada “Llévalos a la escuela“, en donde se nos propone hacer una pequeña donación a través de un mensaje SMS o de diferentes apps para dispositivos móviles. El total de la recaudación irá destinado a las campañas educativas de Unicef.

Llévalos a la escuela: ¿Cómo funciona?

Llévalos a la escuela tiene un funcionamiento muy sencillo. Si tenemos un smartphone, ya sea de Apple o con el sistema operativo Android, deberemos descargar la correspondiente app. Una vez hecho esto, hay que abrir la aplicación y colocar el móvil en un espacio naranja que encontraremos en la web. Cuando nuestro móvil esté en la posición correcta, se iluminará el botón “traer”, y nuestra donación se hará efectiva desde ese momento. Sin duda, un modo sencillo y efectivo de hacer cumplir los deseos de millones de niños y padres en todo el mundo. Les animo a que lo hagan, funciona a la perfección

Hacer la donación no nos costará más que unos pocos céntimos, nos ocupará solamente unos minutos de nuestro tiempo, y sabremos que Unicef e ING Direct harán un buen uso de lo recaudado, con el fin de que cada vez sean más los niños en situación desfavorecida los que, al menos, tengan un pequeño espacio para la educación y aspirar a tener oportunidades y mejorar su situación.

¿Te animas a llevarlos a la escuela?